ASESINÓ A SU NOVIA CON UN DESTORNILLADOR

ASESINÓ A SU NOVIA CON UN DESTORNILLADOR

Loco de celos un hombre asesinó a su pareja con un destornillador y se dió a la fuga. Ocurrió en Caaaguazú.


Lidia Mercedes Ayala ingresó al almacén a comprar algunas cosas para su sobrina de 1 año, hija de su hermana Marilina Candela Monzón Ayala (24) quien esperaba por ella afuera junto con su novio Ariel Villalba Brizuela, de 29 años.

Los tres habían llegado a bordo de una motocicleta. Apenas algunos minutos tardó Lidia, pero al salir encontró a su hermana tirada en el suelo, casi sin respirar y su cuñado, ya no estaba. “Todavía estaba viva, trataba de hablarme pero no le salían las palabras”, contó a Lidia.

El hecho ocurrió alrededor de las 19:30 horas del sábado en el barrio Bernardino Caballero de la ciudad de Caaguazú.

Desesperada, la mujer de 35 años pidió auxilio a gritos. Minutos después llegó una ambulancia que la llevó al hospital distrital. “Llegamos y seguía con vida. Un rato después de que entró, los doctores salieron y me dijeron que falleció”, relató

Lidia Mercedes mencionó que horas antes del crimen Marilina y Ariel se pelearon, por los incontrolables celos del hombre. Marilina trabajaba en un local que no era del agrado de su novio. “No quería que ella se vaya a ningún lado”, expresó la pariente.

“Le dije que no se le ocurra pegarle a mi hermana frente a mí. Siempre le pega. Una vez ya le clavó luego. Yo le dije muchas veces que se deje de él”, lamentó Lidia.


“Cerca del cuerpo se encontró un destornillador cruz con sangre”, indicó el oficial Édgar González, jefe del Puesto Policial local. La víctima dejó huérfanas dos criaturitas de 1 y 2 años. Ninguna de ellas hija del autor.


La fiscal Rita Prieto ordenó su captura y tanto los agentes del Puesto Policial como de Investigación de Delitos de Caaguazú ya están en la tarea de ubicarlo para ponerlo a disposición de la Justicia.

Un total de 14 casos de feminicidio ya se registraron en lo que va del año, lo que representaría al menos un crimen cada quince días.

Observador

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *